Mientras en Puerto Madero se terminaba de cocinar la llegada de Maradona a Gimnasia, el Diez espera noticias en su domicilio, en Bella Vista. Allí, el kinesiólogo zarateño Nicolás Taffarel le está realizando masajes en su pierna derecha, en lo que forma parte de su rehabilitación diaria luego de la operación en la rodilla.

“Acá, en casa, con el mejor kinesiólogo del mundo. Recuperando para estar diez puntos en La Plata”, señaló Diego desde Bella Vista. Sabe que el mundo tripero lo espera con los brazos abiertos y la ilusión de la gente es la misma que tiene Diego.

Taffarel conoció a Maradona en Deportivo Riestra y desde entonces es el encargado de trabajar con el 10.